12.2.14

Dogi presenta un plan de restructuración, los acreedores y los accionistas lo pierden casi todo

Uno de los valores mencionados en la entrada sobre cómo actuar ante los valores suspendidos de cotización es la textil Dogi. Más tarde, a alguno de los comentarios realizado sobre la misma entrada respondía que no había que esperar milagros, aunque las compañías lograsen salir del concurso, porque una cosa era que la empresa consiguiera salir adelante y otra era el destino del dinero invertido por sus accionistas.

Lamentablemente,  en el caso de Dogi el panorama para los accionistas y los acreedores es más que sombrío. El fondo Sherpa Capital ha presentado una propuesta, aprobada por el Consejo, que no augura nada bueno, porque es eso o la liquidación, que si no fuera por los puestos de trabajo que se perderían, casi sería lo mejor. Es una propuesta sujeta a multitud de condiciones y que íntegramente podéis consultar en la CNMV.

A riesgo de ser impreciso, os voy a resumir lo que creo que es más importante para el accionista:

  • Está condicionada a su aprobación en una próxima Junta Extraordinaria a celebrar el 18 de Marzo
  • El último cambio fue 0,64 euros, más que nada como referencia.
  • Primero contrasplit (1 nueva por cada 10 viejas), si se mantuviera el cambio pasaría a ser 6,4 euros.
  • Entrada de Sherpa Capital a 0,064 euros para tener el 75% de la empresa.
  • OPA de Sherpa sobre el resto a 0,064 euros, o sea 100 veces menos que su último valor en Bolsa. Y pagan 0,064 porque han entrado a ese precio, porque valer, en balance no vale nada.
  • Otra ampliación abierta a todos a 0,064 euros.
  • Los acreedores, quitas que oscilan entre el 90 y el 100%. Lo del 100% es para la deuda subordinada, y es un eufemismo de carreras, vamos que directamente lo pierden todo. Y lo no afectado por la quita a cobrar en unos 10 años, otra joya.
  • El Fogasa debe negociar la deuda, sin quita, solo plazo.
  • El Institut Catalán de Finances debe arrimar el hombro con un milloncete, y parece que tienen su visto bueno.

Bueno y se acabó. Vamos que todos lo pierden casi todo, los accionistas exactamente el 99% de lo que valía si inversión cuando fue suspendida de cotización.

1 comentarios :

Panda de chorizos, al final siempre pagamos el pato los pequeños accionistas. Maldito el día que compré acciones de Dogi.

Responder

Deja aquí tu comentario

Lo último

Archivo