13.5.14

Accionistas de Amper venden un 20% a la mitad de su precio actual

logotipo-de-amper
Amper es una de esas pequeñas compañías que de vez en cuando suele despertar el interés de los inversores. A ello contribuyen los constantes movimientos accionariales, con entradas a bombo y platillo, seguidas de salidas bastante más discretas.

Una de estas operaciones la protagonizó hace tiempo el incansable Enrique Bañuelos, que entró en la compañía en 2012 a un precio cercano a 1,70 euros por acción. Y digo lo de incansable porque quién no recuerda al rey del pelotazo inmobiliario, y a su afamada Astroc. Ejemplo palmario de la especulación, de hecho creo recordar que su objeto social era algo así como promover la recalificación de terrenos en Levante, todos sabemos cómo acabó semejante desastre.

Posteriormente emigró financieramente a Brasil, al sector frutícola, con un final no precisamente feliz, y cuando parecía que había desaparecido, aparece con el 20% de Amper, y ni más ni menos que con la competencia catalana de Las Vegas Sands, y ese superproyecto de ocio en Tarragona. Ver para creer.

Pero bueno, vamos a Amper que es lo que importa. El panorama fue empeorando para la compañía, que empezó con dificultades financieras, así que en marzo de este año pactó vender su parte al anterior presidente de Amper. El precio, variable, pero se habló de 1,12 euros.

Pues bien, hoy mismo, Emilanteos, la sociedad del comprador, le ha dado el pase al paquete del 20% a un fondo llamado Slon Capital. No deja de ser sorprendente, pero más aún los términos del acuerdo.

Según la CNMV, el precio es 0,395 euros por acción, cuando cotiza a 0,77, y encima condicionado a que se firme la refinanciación de la deuda. Más aún, el precio de la compra-venta entre Espinosa de los Monteros, presidente de Amper, y Bañuelos, pasa a ser el mismo que en el caso actual, o sea, 0,395 euros por acción, que ni siquiera se pagan al contado.

Dejando a un lado intereses que no conocemos en todas estas idas y venidas, lo cierto que se venden las acciones a la mitad de su precio y encima, si todo va bien con los bancos, clara señal de cómo andan las cosas en la compañía, por lo que cuidado con esta acción, que las señales que lanza no son precisamente positivas.

0 comentarios :

Deja aquí tu comentario

Lo último

Archivo